Cuidado del medio ambiente

Materiales reciclables en la industria alimentaria

  • Impacto ambiental
  • Impacto social

 

Los materiales reciclables son aquellos que pueden ser reutilizados tras su uso, gracias a un proceso de reciclaje. Es decir, aquellos que pueden ser tratados y convertidos de nuevo en materia prima para reincorporarse en un circuito productivo, reduciendo el impacto ambiental que generan los desperdicios después del uso de algún bien dentro de este circuito.

 

No necesariamente todos se convierten en el mismo material. De hecho, algunos se reciclan para generar energía. La biomasa vegetal es un ejemplo de esto: las partes no comestibles de una planta pueden generar energía por combustión o por la extracción de sus aceites para fabricar biocombustibles.

 

Gracias a los avances tecnológicos, cada vez son más los materiales reciclables que podemos reaprovechar. Veamos cuáles son los principales y la importancia que tiene su uso en la industria alimentaria.

Principales materiales reciclables en la industria alimentaria

 

A veces dudamos sobre cuáles son materiales reciclables y cuáles no. Aquí te lo aclaramos, centrándonos en los que se usan en la industria alimentaria (Mas Masiá, 2021; Medio Ambiente, 2015):

 

Papel

  • Envases de cartón.
  • Cajas de embalaje.
  • Folletos.
  • Hojas, impresas o no.
  • Sobres, facturas, formularios.
  • Carpetas.

 

Vidrio

 

Es el material más reciclable. Se puede reaprovechar hasta un 100 % de él gracias a un proceso de refundición. Además, se puede repetir el proceso la cantidad de veces que haga falta. Aquí destacan:

  • Envases de alimentos.
  • Botellas de bebidas.

 

Metales

  • Aluminios y metales ferrosos (latas metálicas de alimentos y bebidas).

 

Plásticos

  • Envases de comida y botes de bebida.
  • Envases de transporte de la industria alimenticia.
  • Mesas y sillas.
  • Botellas de productos de limpieza.

 

Residuos Orgánicos

 

En la industria de los alimentos se produce una gran cantidad de residuos de alimentos, que pueden ser convertidos en compost (abono orgánico).

 

Importancia de usar materiales reciclables en la industria alimentaria

 

Un reto importante de la industria alimentaria es mitigar la contaminación ambiental generada por los residuos, alargando el ciclo de vida de los envases y empaques posterior al consumo del alimento. Para lograrlo, las empresas de alimentos y bebidas necesitan (Sánchez, 2014):

 

  • Promover la eco-innovación para los materiales de sus envases y empaques.
  • Trabajar en el diseño y el ciclo de vida del envase.
  • Analizar y aportar al cierre de ciclo de los residuos.

 

Según la FAO, el exceso de embalaje y empaquetado es una de las actividades de la industria alimentaria con mayor impacto (García de Bernardi, s.f.). Contra esto, la opción que productores y envasadores de alimentos pueden tomar es el uso de envases fabricados cada vez con menos uso de materiales vírgenes y que a su vez se pueden reciclar por completo después de su uso (García, 2021).

 

Por ejemplo, el cartón, muy sencillo de reciclar, permite incluso un mejor manejo y almacenamiento que el plástico, ya que se puede doblar y apilar. Además, los alimentos y bebidas contenidos en empaques de cartón (The Food Tech, 2020):

 

  • Quedan protegidos de forma óptima.
  • Conservan su alta calidad durante mucho tiempo.

 

Las empresas de alimentación, que dan servicio al público en general, tienen la oportunidad de reducir residuos plásticos a gran escala, asegurándose de utilizar materiales reciclables en el envase de sus productos.

 

Además, es importante sensibilizar a los clientes en esta temática. Por ejemplo, ofreciendo información que explique cómo manejar adecuadamente el residuo de estos envases y empaques, para que pueda ser un material óptimo a reciclar (Gestores de Residuos, 2018). De esta forma, los consumidores ayudarán a contribuir al cierre de ciclo y al cuidado del medio ambiente.

 

Otros beneficios al medio ambiente y a las comunidades que resultan del ejercicio de utilizar materiales reciclables en la elaboración de envases y empaques y del reciclaje de estos residuos son (Idyd, 2017):

 

  • Ahorro de energía porque se reducen los procesos de extracción, transporte y elaboración de materias primas vírgenes.
  • Ahorro en el uso de materias primas vírgenes.
  • Crean puestos de trabajo, porque el proceso de reciclaje de residuos necesita de personas que recojan los distintos materiales y los clasifiquen.
  • Menos contaminación del aire al reducir la emisión de gases de efecto invernadero en los procesos.

 

Alquería: un caso de éxito en economía circular

 

En Alquería estamos comprometidos con la Economía Circular y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Por eso, en los últimos dos años aprovechamos más de 1000 toneladas de residuos de materiales reciclables. También usamos un 18 % menos de plástico en nuestros empaques e incrementamos en un 55 % el aprovechamiento de residuos.

 

Para gestionar materiales como cartón, papel y plásticos en nuestras plantas de producción, llevamos a cabo programas de separación en la fuente, mejores prácticas en los procesos y campañas de sensibilización. Como el programa “Abre, enjuaga y recicla”, que enseña a los consumidores a manejar envases y darles una segunda vida a los materiales.

 

Además, a través de iniciativas de ecodiseño logramos reducir el espesor de nuestras bolsas. Esto implica 200 toneladas anuales de plástico menos. Y nuestros envases flexibles tienen hasta 60 % menos huella de carbono que los tradicionales.

 

En definitiva, el papel de las empresas de alimentación es fundamental para reducir la contaminación que producen los envases plásticos sin cierre de ciclo en distintos ecosistemas terrestres y marítimos. Y para ello, es imprescindible hacer uso de materiales reciclables y propender por el cierre de ciclo, teniendo en cuenta al consumidor como principal aliado en los procesos de producción, envasado y transporte.

 

 

Bibliografía

 

Otros programas