Cuidado del medio ambiente

Apostar por la igualdad y equidad impacta en positivo a la sociedad

  • Impacto social

 

La igualdad y equidad de derechos y oportunidades de las mujeres y hombres, de acuerdo a la Organización de las Naciones Unidas implica que los derechos, las responsabilidades, acceso a la educación y las oportunidades no dependen del sexo con el que se nace (ONU, s/f.).

 

La agenda global de sostenibilidad ha trazado nuevos retos para el planeta. Esta agenda es liderada por el Sistema de Naciones Unidas y establece 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para alcanzar la sostenibilidad de la vida en el planeta. Esta agenda responde a la triple cuenta de sostenibilidad ambiental, social y económica para no dejar que nadie se quede atrás.

 

Para el logro de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, se considera que el Objetivo 5 de Igualdad de Género es el catalizador del desarrollo. Este compromiso no se reduce solo a la acción del Estado, sino que involucra al sector privado y la sociedad civil (CEPAL, 2019).

 

Hay cinco ODS que se estiman como cruciales para el logro de las metas a nivel mundial. De ellos, Alquería ha incorporado a su política de igualdad los siguientes: Objetivo 5 (Igualdad de Género), Objetivo 8 (Trabajo Decente y Crecimiento Económico) y Objetivo 10 (Reducción de las Desigualdades).

 

A qué hacen referencia la igualdad y equidad

 

Los conceptos de igualdad y equidad normalmente son empleados como sinónimos. Con ellos se hace alusión a las justicias o injusticias sociales. También se invocan en las acciones que reclaman paridad (Villegas & Toro, 2010).

 

No obstante, estos términos describen una realidad concreta y no quieren decir lo mismo. Comprender la diferencia entre ambos te ayudará a valorar el trato que das y recibes de otras personas en tu empresa o comunidad.

 

Igualdad

 

La igualdad se entiende como el hecho de relacionarse con todos de la misma forma (YLAI, 2021). En efecto, reside en la disposición para tratar a todos los ciudadanos del mismo modo (Diferenciador, 2021). Es decir, sin hacer distinción de género, raza, posición social o cualquier otra característica o cualidad de la persona.

 

Equidad

 

Por su parte, la equidad significa ecuanimidad (YLAI, 2021). Es la capacidad de ser justos o de impartir justicia apoyado en el principio de la igualdad (Diferenciador, 2021). Asimismo, se deben considerar las necesidades individuales y las circunstancias de cada ser humano.

 

¿Cuál es su importancia para las empresas?

 

Las empresas que introducen planes de igualdad y equidad mejoran la organización y eficacia de sus recursos humanos. Es la opinión de Sara Berbel, directora general de Igualdad de Oportunidades del MinTrabajo España. Fundamenta su criterio en los resultados de varias investigaciones. Además, señala que ello repercute directamente en la calidad del trabajo y en los beneficios económicos de las empresas (Berbel, s/f).

 

De igual manera, un entorno de trabajo diverso aumenta las perspectivas e ideas en los equipos. En efecto, contar con colaboradores de diferentes razas, géneros y edades amplía la mirada con que se abordan los problemas (Lam, 2019). Ello contribuye a mejorar la productividad general en el trabajo.

 

También tiene incidencia en el posicionamiento de la imagen de la empresa. En términos de responsabilidad social empresarial, apostar por la igualdad y equidad tendrá un potente impacto en cómo se posiciona la organización (Chamorro, 2017).

 

Tres acciones que pueden hacer las empresas

 

  • Busca en tu organización posibles brechas salariales de género y corrígelas (McDonnell, 2019). Establece franjas salariales claras para cualquier cargo. Aparta el género, raza u otro factor improcedente y aplica la equidad.
  • Procura hacer procesos de selección ciegos (Peñalba, 2018). Para ser coherentes con los principios de la ética empresarial hay que minimizar los sesgos inconscientes. Estructura procesos en los que Recursos Humanos no disponga del nombre, foto, lugar de nacimiento, edad de los candidatos. Así evitarás que las personas con nombres étnicos sean excluidas o que las mujeres sean menos valoradas. De esta forma, privará la igualdad de habilidades y experiencia.
  • Capacita en igualdad de oportunidades y de género a toda la plantilla (Chamorro, 2017). Además de la formación puedes preparar a tus colaboradores en todo lo relacionado con la diversidad e inclusión (Peñalba, 2018). Contarán con conocimientos en la materia que serán beneficiosos para su desempeño autónomo.

 

¿Qué hacemos en Alquería?

 

En Alquería contamos con un marco de referencia para guiar a la empresa hacia la igualdad de oportunidades, así como para el liderazgo y el trabajo de todos los empleados(as).

 

Desde el 2021 desplegamos una Política de Equidad y Diversidad de Género a través de un plan de trabajo que nos guía y con el acompañamiento de EQUILATERA EQ, consultores expertos en género. A partir del enfoque de género hemos examinado desde la política de selección, el organigrama hasta nuestra misión y visión. Se trata de que tengan las mismas posibilidades tanto los hombres como las mujeres. Es decir, sin importar su responsabilidad familiar, pueden optar a las promociones.

 

En Alquería desarrollamos acciones de equidad de género orientadas a generar cambios. Las gafas de género es una metáfora para aludir a que miramos al mundo de otra manera, en otras palabras, a través de las relaciones de género.

 

El Modelo de Igualdad de Género de la metodología SCORE (MIG SCORE) de la Organización Internacional del Trabajo ha sido el modelo elegido por Alquería para avanzar en su desarrollo y gestión de la igualdad de género en la empresa. Es un modelo global que con mínimos prácticos viables de igualdad permite a las empresas potenciar su productividad, el trabajo decente y las buenas condiciones laborales, a través del desarrollo de 5 esferas:

 

  • Equidad de la voz.
  • Selección incluyente.
  • A trabajo de igual valor, salario de igual valor.
  • Convivencia y buen trato.
  • Armonía entre la vida privada y la vida laboral.

 

Igualdad y equidad: para empresas más justas y una sociedad más equilibrada

 

Los principios igualdad y equidad constituyen la esencia de los derechos humanos. Por lo tanto, los DDHH no benefician más a unos grupos que a otros. En consecuencia, los principios de igualdad y no discriminación y se aplican por igual a mujeres y hombres (ACNUDH, s/f).

 

La igualdad de género es derecho humano fundamental. Por esto es imprescindible para lograr sociedades pacíficas, capaces de desarrollarse de forma sostenible y con pleno potencial humano.

 

La igualdad de género significa crear igualdad de oportunidades para mujeres y hombres permitiéndoles contribuir de manera equitativa económica, política, social y culturalmente. Expresa que nadie se verá impedido de alcanzar su máximo potencial debido a su género y otorga el mismo valor a los distintos roles que desempeñan las mujeres y los hombres en la sociedad (UNIDO, 2014).

 

Tú tienes la oportunidad de actuar en consonancia con los principios aquí descritos. También dependerá de ti que el trato que das se ajuste a ellos. Así como el que recibes en tu empresa o comunidad. Debes ejercer y exigir ser tratado con igualdad y equidad.

 

 

Referencias bibliográficas

Otros programas